22. Inaceptable2018-05-01T12:28:51+00:00

Sábado 2 de junio de 2018

 

Inaceptable

“Para muchos, un profundo misterio rodea la suerte de Juan el Bautista. Se preguntan por qué se le debía dejar languidecer y morir en la cárcel. Nuestra visión humana no puede penetrar el misterio de esta sombría providencia; pero ésta no puede conmover nuestra confianza en Dios cuando recordamos que Juan no era sino participe de los sufrimientos de Cristo. Todos los que sigan a Cristo llevarán la corona del sacrificio. Serán por cierto mal comprendidos por los hombres egoístas, y blanco de los feroces asaltos de Satanás. El reino de éste se estableció para destruir ese principio de la abnegación, y peleará contra él dondequiera que se manifieste” (El Deseado de todas las gentes, pág. 195).

 

El encuentro de Juan el Bautista con Herodes el tetrarca

  1. ¿Quién estaba en el poder en Galilea durante el ministerio de Jesús y de su precursor Juan el Bautista?

Lucas 3:1 En el año decimoquinto del imperio de Tiberio César, siendo gobernador de Judea Poncio Pilato, y Herodes tetrarca de Galilea, y su hermano Felipe tetrarca de Iturea y de la provincia de Traconite, y Lisanias tetrarca de Abilinia.

“Herodes Antipas (nació en el año 21 a. C. y murió en el año 39 d. C.), hijo de Herodes I el Grande, quien llegó a ser tetrarca de Galilea y gobernó durante el ministerio de Jesús de Nazaret. En el Evangelio según Lucas (13:32), Jesús es presentado como habiéndosele referido con desprecio como ‘aquel zorro’ ” (Encyclopaedia Britannica, Edición en línea, articulo “Herodes An pas, Gobernador de Galilea”).

 

  1. ¿Qué hizo este rey, independientemente de las advertencias divinas? Con los mismos móviles santos que había usado con otros, ¿cómo amonestó Juan el Bautista al rey?

Marcos 6:17 última parte, 18 …Herodías, mujer de Felipe su hermano; pues la había tomado por mujer. 18Porque Juan decía a Herodes: No te es lícito tener la mujer de tu hermano.

“Herodes fue afectado mientras escuchaba los testimonios poderosos y directos de Juan, y con profundo interés averiguó qué debía hacer para llegar a ser su discípulo. Juan sabía que estaba por casarse con la esposa de su hermano mientras que éste último vivía todavía, y dijo fielmente a Herodes que esto no era lícito. Herodes no estaba dispuesto a hacer sacrificio alguno. Se casó con la esposa de su hermano y, por influencia de ella, apresó a Juan y lo puso en la cárcel, con la intención de soltarlo más tarde” (Primeros Escritos, pág. 154).

 

  1. ¿Estaba Herodes dispuesto a reconocer su pecado y apartarse de él?

Mateo 14:3, 4 Porque Herodes había prendido a Juan, y le había encadenado y metido en la cárcel, por causa de Herodías, mujer de Felipe su hermano; 4porque Juan le decía: No te es lícito tenerla.

Lucas 3:19, 20 Entonces Herodes el tetrarca, siendo reprendido por Juan a causa de Herodías, mujer de Felipe su hermano, y de todas las maldades que Herodes había hecho, 20sobre todas ellas, añadió además esta: encerró a Juan en la cárcel.

 

“Juan El Bautista había sido el primero en proclamar el reino de Cristo, y fue también el primero en sufrir. Desde el aire libre del desierto y las vastas muchedumbres que habían estado suspensas de sus palabras, pasó a quedar encerrado entre las murallas de una mazmorra, encarcelado en la fortaleza de Herodes Antipas. En el territorio que estaba al este del Jordán, que se hallaba bajo el dominio de Antipas, había transcurrido gran parte del ministerio de Juan. Herodes mismo había escuchado la predicación del Bautista…

“Por medio de las vastas muchedumbres que habían escuchado la predicación de Juan, su fama cundió por todo el país. Había un profundo interés por el resultado de su encarcelamiento. Sin embargo, su vida inmaculada y el fuerte sentimiento público en su favor, inducían a creer que no se tomarían medidas violentas contra él” (El Deseado de todas las gentes, págs. 185, 192).

 

Oyendo al mensajero del Señor

  1. No obstante, ¿Qué opinaba Herodes de Juan el Bautista? Después de encarcelar al profeta, ¿qué hacía Herodes de vez en cuando? ¿Cómo se sentia su esposa Herodías a causa del mensajero del Señor?

Marcos 6:20, 19 Porque Herodes temía a Juan, sabiendo que era varón justo y santo, y le guardaba a salvo; y oyéndole, se quedaba muy perplejo, pero le escuchaba de buena gana… 19Pero Herodías le acechaba, y deseaba matarle, y no podía.

“Juan obró fielmente con él, denunciando su unión inicua con Herodías, la esposa de su hermano. Durante un tiempo, Herodes trató débilmente de romper la cadena de concupiscencia que le ligaba; pero Herodías le sujetó más rmemente en sus redes y se vengó del Bau sta, induciendo a Herodes a echarlo en la cárcel” (El Deseado de todas las gentes, pág. 185).

 

  1. ¿Qué sucedió en el cumpleaños de Herodes el tetrarca, gobernador de Galilea? ¿Qué promesa precipitada y extravagante hizo a la hija de su esposa, Salomé, después de su danza fascinante?

Marcos 6:21-23 Pero venido un día oportuno, en que Herodes, en la esta de su cumpleaños, daba una cena a sus príncipes y tribunos y a los principales de Galilea, 22entrando la hija de Herodías, danzó, y agradó a Herodes y a los que estaban con él a la mesa; y el rey dijo a la muchacha: Pídeme lo que quieras, y yo te lo daré. 23Y le juró: Todo lo que me pidas te daré, hasta la mitad de mi reino.

 

“Cuando llegó el gran día, y el rey estaba comiendo y bebiendo con sus señores, Herodías mandó a su hija a la sala del banquete, para que bailase a fin de entretener a los invitados. Salomé estaba en su primer florecimiento como mujer; y su voluptuosa belleza cautivó los sentidos de los señores entregados a la orgía. No era costumbre que las damas de la corte apareciesen en estas estas, y se tributó un cumplido halagador a Herodes cuando esta hija de los sacerdotes y príncipes de Israel bailó para divertir a sus huéspedes. El rey estaba embotado por el vino. La pasión lo dominaba y la razón estaba destronada. Veía solamente la sala del placer, sus invitados entregados a la orgía, la mesa del banquete, el vino centelleante, las luces deslumbrantes y la joven que bailaba delante de él. En la temeridad del momento, deseó hacer algún acto de ostentación que le exaltase delante de los grandes de su reino. Con juramentos prometió a la hija de Herodías cualquier cosa que pidiese, aunque fuese la mitad de su reino” (El Deseado de todas las gentes, pág. 192).

 

  1. ¿Cuál fue su petición terrible, perpetrada por su madre Herodías, quien odiaba a Juan el Bautista?

Marcos 6:24, 25 Saliendo ella, dijo a su madre: ¿Qué pediré? Y ella le dijo: La cabeza de Juan el Bautista. 25Entonces ella entró prontamente al rey, y pidió diciendo: Quiero que ahora mismo me des en un plato la cabeza de Juan el Bautista.

 

“Salomé se apresuró a consultar a su madre, para saber lo que debía pedir. La respuesta estaba lista: la cabeza de Juan el Bautista. Salomé no conocía la sed de venganza que había en el corazón de su madre y primero se negó a presentar la petición; pero la resolución de Herodías prevaleció. La joven volvió para formular esta horrible exigencia: ‘Quiero que ahora mismo me des en un trinchero la cabeza de Juan el Bautista’ ” (El Deseado de todas las gentes, pág. 193).

 

La voz de advertencia silenciada para siempre

  1. Aunque estaba consternado y entristecido por la petición increíble de la joven, ¿qué orden horrible dio Herodes? ¿Qué ac vidades y atmósfera satánica contribuyeron a la muerte de este gran profeta?

Marcos 6:26-29 Y el rey se entristeció mucho; pero a causa del juramento, y de los que estaban con él a la mesa, no quiso desecharla. 27Y en seguida el rey, enviando a uno de la guardia, mandó que fuese traída la cabeza de Juan. 28El guarda fue, le decapitó en la cárcel, y trajo su cabeza en un plato y la dio a la muchacha, y la muchacha la dio a su madre. 29Cuando oyeron esto sus discípulos, vinieron y tomaron su cuerpo, y lo pusieron en un sepulcro.

 

“Herodes quedó asombrado y confundido. Cesó la ruidosa alegría y un silencio penoso cayó sobre la escena de orgía. El rey quedó horrorizado al pensar en quitar la vida a Juan. Sin embargo, había empeñado su palabra y no quería parecer voluble o temerario. El juramento había sido hecho en honor de sus huéspedes, y si uno de ellos hubiese pronunciado una palabra contra el cumplimiento de su promesa, habría salvado gustosamente al profeta. Les dio oportunidad de hablar en favor del preso. Habían recorrido largas distancias para oír la predicación de Juan y sabían que era un hombre sin culpa, y un siervo de Dios. Pero aunque disgustados por la petición de la joven, estaban demasiado entontecidos para intervenir con una protesta. Ninguna voz se alzó para salvar la vida del mensajero del cielo. Esos hombres ocupaban altos puestos de confianza en la nación y sobre ellos descansaban graves responsabilidades; sin embargo, se habían entregado al banqueteo y la borrachera hasta que sus sen dos estaban embotados. Tenían la cabeza mareada por la vertiginosa escena de música y baile, y su conciencia dormía. Con su silencio, pronunciaron la sentencia de muerte sobre el profeta de Dios para sa sfacer la venganza de una mujer relajada…

“Jesús no se interpuso para librar a su siervo. Sabía que Juan soportaría la prueba. Gozosamente habría ido el Salvador a Juan, para alegrar la lobreguez de la mazmorra con su presencia. Pero no debía colocarse en las manos de sus enemigos, ni hacer peligrar su propia misión. Gustosamente habría librado a su siervo el. Pero por causa de los millares que en años ulteriores debían pasar de la cárcel a la muerte, Juan había de beber la copa del martirio. Mientras los discípulos de Jesús languideciesen en solitarias celdas, o pereciesen por la espada, el potro o la hoguera, aparentemente abandonados de Dios y de los hombres, ¡qué apoyo iba a ser para su corazón el pensamiento de que Juan el Bau sta, cuya delidad Cristo mismo había ates guado, había experimentado algo similar!” (El Deseado de todas las gentes, págs. 193, 196).

 

Preguntas personales

  • ¿Qué cualidad personal nefasta de Herodes reveló este crimen?
  • ¿Qué se puede decir del testimonio que Juan el Bautista dio a Herodes?
  • Si Juan hubiese sido alguien que compromete la verdad fácilmente, ¿habría dado una amonestación tal a Herodes?
  • ¿Qué lección importante hay para nosotros en la muerte de un ministro el como lo fue Juan?

 

Para un estudio adicional

“Herodes esperó en vano ser dispensado de su juramento; luego ordenó, de mala gana, la ejecución del profeta. Pronto fue traída la cabeza de Juan a la presencia del rey y sus huéspedes. Sellados para siempre estaban aquellos labios que habían amonestado fielmente a Herodes a que se apartase de su vida de pecado. Nunca más se oiría esa voz llamando a los hombres al arrepentimiento. La orgía de una noche había costado la vida de uno de los mayores profetas.

“¡Cuán a menudo ha sido sacrificada la vida de los inocentes por la intemperancia de los que debieran haber sido guardianes de la justicia! El que lleva a sus labios la copa embriagante se hace responsable de toda la injusticia que pueda cometer bajo su poder embotador. Al adormecer sus sentidos, se incapacita para juzgar serenamente o para tener una clara percepción de lo bueno y de lo malo. Prepara el terreno para que por su medio Satanás oprima y destruya al inocente. ‘El vino es escarnecedor, la cerveza alborotadora; y cualquiera que por ello errare, no será sabio’. Por esta causa ‘la justicia se puso lejos;… y el que se apartó del mal, fue puesto en presa’. Los que tienen jurisdicción sobre la vida de sus semejantes deberían ser tenidos por culpables de un crimen cuando se entregan a la intemperancia. Todos los que aplican las leyes deben ser observadores de ellas. Deben ser hombres que ejerzan dominio propio. Necesitan tener pleno goce de sus facultades fisicas, mentales y morales, a fin de poseer vigor intelectual y un alto sentido de la justicia” (El Deseado de todas las gentes, págs. 193, 194).

By continuing to use the site, you agree to the use of cookies. more information

The cookie settings on this website are set to "allow cookies" to give you the best browsing experience possible. If you continue to use this website without changing your cookie settings or you click "Accept" below then you are consenting to this.

Close